Saltar al contenido
Muchowhisky.com

Como hacer whisky

hacer whisky casero

Como hacer whisky

cómo fabricarlo uno mismo

Gracias a las películas de gangsters, que hemos visto en el cine o en la televisión, nos imaginamos el fabricar whisky como algo lúgubre y prohibido.

 Pero…. ¿Por qué no puede ser todo lo contrario?

La ley seca de USA de los años 30 nos ha dejado ese legado en el subconsciente, que fabricar whisky en casa no está bien. Pero, eso es algo que se viene haciendo desde tiempos inmemorables, siempre ha sido una elaboración artesanal.

Antiguamente, cada uno se destilaba su propio alcohol en su casa. De hecho, hoy en día es tradición hacerlo en muchos países. Son tradiciones que se pasan de generación en generación.

Desde Muchowhisky.com, en este post, te vamos a enseñar como hacer un whisky casero, con el que podrás sorprender a familiares y amigos. Tú vas a ser el centro de la fiesta o de la reunión. No querrás perderte esta oportunidad que te brindamos, ¿verdad?. Pues, ¡presta atención! y esperamos que lo disfrutes.

¡Allá vamos!

destileria de whisky

¿Qué nos va a hacer falta?

Como ves en la foto, te va a hacer falta:

  • Un bajo de 200 m2,
  • Un alambique con capacidad para 5.000 litros de agua
  • Y un recipiente para 2.000 litros para recoger el whisky destilado.

¡No te asustes!, es una pequeña broma. No vas a necesitar tanta cosa, ni en tan grandes dimensiones. Bueno, a lo mejor le coges el gusto y si necesitas algo más grande. Por ahora, nosotros te enseñaremos a lo casero, que ya es un principio.

A continuación, te voy a dar una lista de lo que debes tener a mano para elaborar un whisky sin necesidad de alambique, ¡Apunta!

Receta de whisky

Ingredientes y elementos necesarios:

● Granos de maíz de la mejor calidad que puedas.

●          Levadura.

●          Agua tibia 

●          Saco de cáñamo

●          Maza y mortero

●          Olla

●          Colador

●          Embudo

●          Botella bien sellada con pequeña ventilación

●          Botella vacía

Elaboración de whisky casero 

Lo primero es elegir unos granos de maíz de calidad. Es muy importante esto, ya que dependerá el resultado final de la destilación. Piensa que después de hacer todo el proceso, que encima dura varios días, si te sale mal por culpa del ingrediente principal, por haber escogido uno barato, te aseguro, que te enfadará bastante.

Bueno, lo que tienes que hacer es:

Coger 5 kilos de granos de maíz y meterlos en el saco de cáñamo.

Tienes que humidificar todo el saco en agua tibia, para ello busca un sitio en el cual lo puedas sumergir entero para que no quede ningún grano sin mojarse. Con unos 5 minutos sobra.

Este paso es muy importante, debes guardar el saco, en un lugar oscuro y cerrado. La temperatura no debe ser fría, más vale que sea cálida, pero lo ideal, es una temperatura templada.

Después de unos 12 días, debes observar que los granos han germinado, vamos que deben tener pequeñas raíces y brotes. Debes limpiarlos con agua caliente, para poder pasar al siguiente paso.

En un mortero, chafa todo el grano con el mazo, que gracias al haber humificado el grano todo ese tiempo, te va a resultar mucho más sencillo y con menos esfuerzo. Con este proceso, debes haber conseguido una masa parecido a una pasta uniforme.

Mete la masa en la olla y añade agua, con unos 5 litros debes ir sobrado. Sube el fuego al máximo y que se ponga a hervir, mientras remueves sin parar. Cuando veas que se ha convertido todo en un líquido y ha dejado de ser una masa, es que ha llegado el momento de bajar el fuego al mínimo, déjalo reposar durante unos 30 minutos, y es entonces, cuando le tienes que añadir una taza de levadura.

Pasamos al proceso de la fermentación. Debes meter todo el líquido en un recipiente que esté totalmente cerrado menos alguna pequeña abertura a modo de respiradero, por el que los gases de la fermentación, puedan salir sin problemas. Debes dejar este proceso unos 10 días.

 El embotellado, se hará de la siguiente forma. Pasados los días de la fermentación, coges una botella, el colador y echas el líquido dentro colandolo. Esta operación, la harás tantas veces veas para que no quede ningún resto.

 Después de esto…..  ¡a disfrutar de una copita de tu whisky casero!

Has visto, te hemos enseñado a hacer whisky tu mismo. Seguro que creías que era más complicado, ¿Verdad?

Pásate a menudo por nuestra web, y te enseñaremos trucos, novedades, y un montón de cosas más. ¡Ah! no se te olvide compartir en facebook este artículo y así más gente aprenderá a hacer whisky casero, ¡CIAO!