Saltar al contenido
Muchowhisky.com

Historia del whisky

Historia

historia del whisky

Whisky (o whiskey) es la adaptación al inglés de la palabra gaélica escocesa “uisge beatha” y de la palabra gaélica irlandesa “uisce beathadh”, que significan “agua de vida”.

El arte de la destilación se extendió en Irlanda y Escocia no antes del siglo XV. En el resto de Europa ya había la práctica de destilar “Aqua Vitae” o alcohol principalmente para fines medicinales. La práctica de la destilación medicinal finalmente pasó de un ambiente monástico a los médicos de la época, que eran el Gremio de Cirujanos Barberos. El primer registro escrito confirmado de la palabra whisky es en Irlanda y data de 1405. Es en las crónicas irlandeses de Clonmacnoise, donde se atribuye la muerte de un lider irlandés al “tomar un exceso de aqua vitae” en Navidad. En Escocia, la primera evidencia de la producción de whisky proviene de un libro de registro de entradas datado en 1494 donde se dice que se envía la malta “para el fraile John Cor, por orden del rey, para hacer aquavitae, lo suficiente para hacer más de 500 botellas”. Sin embargo, se creía que el whisky ya existía desde hacía varios cientos de años antes.

Entre 1536 y 1541, el rey Henry VIII de Inglaterra disolvió los monasterios. La producción de Whisky cambió así, de un ambiente monástico a un entorno de casas y granjas particulares. El proceso de destilación estaba todavía en sus inicios. El whisky aún no había sido envejecido, y a consecuencia de eso era de muy baja calidad, yes por eso que no se puede comparar con las versiones actuales. Con el tiempo, el whisky evolucionó a una bebida mucho más suave.

La destilería Old Bushmills, en Irlanda del Norte, es la destilería de whisky con la licencia más antigua del mundo (1608). En 1707, se fusionaron Inglaterra y Escocia, y, posteriormente, los impuestos sobre el whisky subieron dramáticamente. Después del impuesto inglés sobre la malta de 1725, la mayor parte de las destilerias de Escocia, cerraron o fueron forzadas a la clandestinidad. El whisky escocés se ocultó entonces bajo los altares, en ataúdes, y en cualquier espacio disponible para evitar a los recaudadores de impuestos ingleses. Esto llevó a los destiladores escoceses a trabajar por la noche cuando la oscuridad ocultaba el humo de los alambiques caseros. Por esta razón, la bebida fue conocida como luz de luna. Se estimó que, por aquellos tiempos, más de la mitad de la producción de whisky de Escocia era ilegal.

En Estados Unidos, el whisky se utilizó como moneda de cambio durante la revolución americana.George Washington dirigió una gran destilería en Mount Vernon. Dadas las distancias y primitiva red de transporte de la América colonial, los agricultores a menudo, encontraban que era más fácil y más rentable convertir el maíz en whisky y transportarlo al mercado en esa forma. En poco tiempo pasó a ser una bebida altamente codiciada y cuando, en 1791 se le aplicó un impuesto especial al consumo, estalló la rebelión del whisky.

El whisky escocés fue introducido en la India en el siglo XIX. La primera destilería en la India fue construido por Edward Dyer en Kasauli a finales del 1820. La destilería se desplazó pronto a la cercana Solan (cerca de la capital de verano del imperio británico Shimla), ya que en Kasauli no había un suministro abundante de agua fresca de manantial.

En 1823, el Reino Unido aprobó la ley de Impuestos Especiales, legalizando así la destilación de pago, y esto puso un fin práctico a la producción a gran escala del el “luz de luna” escocés.

En 1830, Eneas Coffey patentó el alambique Coffey, lo que permitió la destilación más barato y más eficiente de whisky. En 1850, Andrew Usher comenzó a producir un whisky blended que mezclaba el whisky de un alambique tradicional con los del nuevo alambique Coffey. Algunos destiladores irlandeses se burlaron del nuevo método de destilación y se aferraban a sus alambiques tradicionales. Sostuvieron que el nuevo producto, no era en absoluto whisky.

En la década de 1880, la industria de brandy francés fue devastada por la plaga de la filoxera, que arruinó gran parte de la cosecha de uva. Como resultado, el whisky se convirtió en el licor principal en muchos mercados.

En la época de la prohibición en los Estados Unidos, que dura desde 1920 hasta 1933, todas las ventas de alcohol fueron prohibidas. El gobierno federal hizo solo una excepción: el whisky. Se vendía en las farmacias con licencia, si estaba recetado por un médico. Durante este tiempo, la cadena de farmacias Walgreens creció de 20 tiendas minoristas a casi 400.